FANDOM


Escribe aquí el primer párrafo de tu artículo.

Dirección administrativaEditar

Es un curso del área de administración de empresas y negocios, también es la relación en la cual una persona, o sea el dirigente, influye en otros para que trabajen juntos voluntariamente en tareas relacionadas para lograr lo que el dirigente desea; también se puede citar como una influencia bajo la cual los subordinados aceptan voluntariamente la dirección y el control por parte de otra persona o jefe, o bien, es la función del proceso administrativo que consiste en guiar las acciones hacia el logro de los objetivos.Editar

Principios de LiderazgoEditar

Es el conjunto de Habilidades gerenciales o directivas que un individuo tiene para influir en la forma de ser de las personas o en un grupo de personas determinado, haciendo que este equipo trabaje con entusiasmo, en el logro de metas y objetivos.

Tipos de liderazgo según Cyril Levicki

El tratadista Cyril Levicki, en su libro El gen del liderazgo, propone la existencia de siete tipos de líder:

·         Líder carismático: Consigue grandes avances estratégicos en la consecución de los objetivos organizativos ante una situación óptima, mientras que ante situaciones más críticas administra soluciones consistentes, tendiendo a detenerse mucho tiempo en una planificación de alta calidad. 

·         Líderes de inteligencia superior: su ámbito más propicio es cuando las organizaciones emplean a personas altamente cualificadas, consiguiendo así transacciones con resultados óptimos. 

·         Líder autocrático: Especialmente eficiente en momentos de crisis, puesto que no siente la necesidad de hacer demasiadas preguntas. 

·         Líder pastor: muy solvente en las organizaciones con una evolución altamente consistente pero son ineficaces ante las crisis emergencias para las que se requieren decisiones rápidas. 

·         General en jefe o general del ejército: llevan a cabo sus mejores actuaciones ante la necesidad de prepararse para la guerra. 

·         Líderes de la realeza: tienen sus mejores oportunidades cuando se encuentran trabajando en organizaciones muy antiguas y son líderes en el mercado y no se adaptan a aquellas organizaciones cuyos productos tienen una demanda masiva.

·         Líder natural: Su actuación resulta sobresaliente en la mayoría de las circunstancias, y en especial en aquellas corporaciones mundiales cuyas marcas son reconocidas. 

Liderazgo desarrollador

De acuerdo con esta clasificación, existen varios estilos de liderazgo:

·         Líder autócrata: un líder autócrata asume toda la responsabilidad de la toma de decisiones, inicia las acciones, dirige, motiva y controla al subalterno.

·         Líder emprendedor: un líder que adopta el estilo participativo utiliza la consulta para practicar el liderazgo. 

·         Líder liberal: mediante este estilo de liderazgo, el líder delega a sus subalternos la autoridad para tomar decisiones.

·         Líder proactivo: este tipo de liderazgo promueve el desarrollo del potencial de las personas, de la forma que un jardinero cuida y potencia su jardín.

·         Líder audaz: este tipo de persona es capaz de relacionarse con muchas instituciones y personas, persuasivo, crítico, con mirada positiva. Tiene la capacidad de consultar a las demás personas para luego tomar decisiones.

Tipología de liderazgo y características

Clasificaciones más frecuentes:

Según la formalidad en su elección

·         Liderazgo formal: preestablecido por la organización.

·         Liderazgo informal: emergente en el grupo.

Según la relación entre el líder y sus seguidores

·         Liderazgo dictador: fuerza sus propias ideas en el grupo en lugar de permitirle a los demás integrantes a hacerse responsables, permitiéndoles ser independientes. 

·         Liderazgo autocrático: el líder es el único en el grupo que toma las decisiones acerca del trabajo y la organización del grupo, sin tener que justificarlas en ningún momento. 

·         Liderazgo democrático: el líder toma decisiones tras potenciar la discusión del grupo, agradeciendo las opiniones de sus seguidores. 

·         Liderazgo onomatopéyico: el líder, a la vez que reflexiona sobre la visión que ha de mover al grupo liderado hacia su objetivo deseado, se expresa a través de simples onomatopeyas verbales que favorecen notablemente el entusiasmo del grupo.

·         Liderazgo paternalista: tiene confianza por sus seguidores, toma la mayor parte de las decisiones entregando recompensas y castigos a la vez. 

·         Liderazgo liberal (laissez faire): el líder adopta un papel pasivo, abandona el poder en manos del grupo. 

Según el tipo de influencia del líder sobre sus subordinados

·         Liderazgo transaccional: los miembros del equipo reconocen al líder como autoridad y como líder. El líder proporciona los recursos considerados válidos para el equipo de trabajo.

·         Liderazgo transformacional o carismático: el líder tiene la capacidad de modificar la escala de valores, las actitudes y las creencias de los colaboradores. 

·         Liderazgo auténtico: es aquel líder que se concentra en liderarse en primer lugar a sí mismo. 

·         Liderazgo lateral: se realiza entre personas del mismo rango dentro de una organización u organigrama o también se puede definir como el proceso de influir en las personas del mismo nivel organizacional para lograr objetivos en común con la organización.

·         Liderazgo longitudinal: también llamado "liderazgo piramidal", es el que se realiza entre personas separadas por grados jerárquicos, de tal modo que la influencia del líder hacia los liderados se fundamenta en la autoridad y conocimientos del líder. 

·         Liderazgo en el trabajo: en los negocios se evalúan dos características importantes en los ejecutivos, con la intención de verificar su capacidad de dirección: por un lado, la aptitudy, por otro, la actitud. 

Dejo el link de un video de liderazgo y motivación, donde nos habla como logró Walt Disney tener exito en su empresa.

https://www.youtube.com/watch?v=Lgy0gNWVZ9o

 

DIRECCIÓNEditar

DIRECCION EN LA ADMINISTRACION GERENCIAL

DIRECCION EN LA ADMINISTRACION GERENCIAL

La DIRECCIÓN: es considerada como el punto central y más importante de la administración, pero quizá en el que existe mayor número de discrepancias. Así, por ejemplo, unos llaman a este elemento Actuación, otros Ejecución. Terry define la actuación como "hacer que todos los miembros del grupo se propongan lograr el objetivo, de acuerdo con los planes y la organización, hechos por el jefe administrativo".

Se encarga de orientar, comunicar, capacitar y motivar al recurso humano de la empresa para que desempeñen efectivamente, con entusiasmo y confianza su trabajo y contribuir así al logro de los objetivos de la empresa.

La administración es la principal actividad que lleva a las organizaciones a alcanzar sus objetivos, y también a satisfacer sus obligaciones sociales dependiendo esto, en gran medida, de sus Gerentes. Si los Gerentes realizan debidamente su trabajo es probable que la organización alcance sus metas, ya que sobre ellos cae la responsabilidad de administrar todos los recursos con los cuales cuenta la empresa.

Por su parte, Koontz y O’Donnell adoptan el término dirección, definiendo ésta como "la función ejecutiva de guiar y vigilar a los subordinados". (Ponce, Administración Moderna, 2004). Como se describe anteriormente el trabajo pesado recae en los gerentes ya que ellos son los líderes y son los que tienes como mencionan Koontz y O’Donnell tienen que guiar y dirigir por lo cual considero que es corta y concreta su definición.

Fayol define la dirección indirectamente al señalar: "Una vez constituido el grupo social, se trata de hacerlo funcionar: tal es la misión de la dirección, la que consiste para cada jefe en obtener los máximos resultados posibles de los elementos que componen su unidad, en interés de la empresa". (Ponce, Administración Moderna, 2004)

La dirección significa impartir instrucciones, motivar a aquellos encargados de ejecutarlas, coordinar las actividades y establecer relaciones entre los ejecutivos y empleados. El proceso de dirigir puede simplificarse mediante el establecimiento de prácticas estandarizadas, por una parte, y el adoctrinamiento, por otra. (Newman 1950). (Guerra, 1992)

Se puede afirmar que “la dirección es una técnica para conducir las actividades de individuos dentro de un marco formal, con base en principios científicos y morales y una amplia comprensión de los factores de la personalidad humana, con todos sus potenciales y limitaciones”. (Jiménez s.f). (Guerra, 1992)

 En la dirección es fundamental la comunicación para poder llevar un trabajo en equipo y conseguir lo que se planea por lo cual tiene Sus elementos:


  • ·         Fuente de la comunicación.
  • ·      Receptor de la comunicación.
  • ·         Canal de la comunicación.
  • ·         Contenido de la comunicación.
  • ·         Respuesta.
  • ·         Ambiente de la comunicación. (Ponce, Administración de EMPRESAS Teoría y práctica, 2005)

La comunicación es un aspecto clave en el proceso de dirección. La comunicación puede ser definida como el proceso a través del cual se transmite y recibe información en un grupo social.

El ejecutivo para poner en marcha sus planes, necesita sistemas de comunicación eficaces; cualquier información desvirtuada origina con fusiones y errores, que disminuyen el rendimiento del grupo y que van en detrimento del logro de los objetivos. (Ponce, Administración de EMPRESAS Teoría y práctica, 2005)

La autoridad y el mando:Editar

Retroalimentación
Algunos definen como autoridad como “la facultad o derecho de mandar y obligación correlativa de ser obedecido por otros”. (Ponce, Administración de EMPRESAS Teoría y práctica, 2005)

En la administración esta definición es estrecha, pues no comprende o explica muchos fenómenos que se dan en la empresa. En el texto el autor menciona que podría definirse como “la facultad para tomar decisiones que produzcan efectos”.

De hecho, quien decide es el que tiene la autoridad, el mando es el ejercicio de la autoridad respecto de cada función determinada. (Ponce, Administración de EMPRESAS Teoría y práctica, 2005)

MOTIVACIÓNEditar

La motivación es la labor más importante de la dirección, a la vez que la más compleja, pues a través de ella se logra la ejecución del trabajo tendiente a la obtención de los objetivos, de acuerdo con los estándares o patrones esperados.

Motivar: Preparar mentalmente una acción

Motivación: Ensayo mental preparatorio de una acción para animar o animarse a ejecutarla con interés y diligencia.

El director debe ser capaz, pues, de actuar en la mente de sus trabajadores para que estos ejecuten las acciones propias de sus puestos de trabajo con interés y diligencia, es decir, motivados, contribuyendo así estas acciones al logro de los objetivos establecidos por la empresa en mayor medida que si esta motivación faltase. (Ponce, Administración de EMPRESAS Teoría y práctica, 2005)

TEORÍA DE MCGREGOREditar

McGregor observó en los líderes que actuaban de forma que querían una visión de las personas especial.

El líder de la Teoría X creía que:


  •    Las personas trabajan lo menos posible.
  •  Carecen de ambición.
  • Evitan las responsabilidades.
  • Prefieren que les manden.
  •  Se resisten a los cambios.


  • Son crédulos y están mal informados.
  • Harían muy poco por la empresa si no fuera por la dirección.

Esta teoría es, es resumen, pesimista, estática y rígida. Los empleados tienden a revelarse y actuar como los de la teoría X. (Ponce, Administración de EMPRESAS Teoría y práctica, 2005)

 

TOMA DE DECISIONES

Los autores del libro mencionan que la responsabilidad más importante del administrador es la toma de decisiones. Con frecuencia se dice que las decisiones son algo así como el motor de los negocios y en efecto de la adecuada selección de alternativas depende en gran parte el éxito de cualquier organización.

Una decisión puede variar en transcendencia y connotación. Sea cuales la decisión es necesaria.

Para tomar una buena decisión es necesario llevar a cabo una serie de pasos que se mencionan a continuación:

      Definir el problema. Para tomar una decisión es básico definir perfectamente cuál es el problema que hay que resolver y no confundirlo con los colaterales.

      Analizar el problema. Una vez determinado el problema es necesario desglosar sus componentes, así como los componentes del sistema en que se desarrolla a fin de poder determinar posibles alternativas de solución.

      Evaluar las alternativas. Consiste en determinar el mayor número posible de alternativas de solución, estudiar ventajas y desventajas que implican, así como la factibilidad de su implementaron, y los recursos necesarios para llevar acabo de acuerdo con el marco especifico de la organización.

·         Análisis de factores tangibles o intangibles.

·         Análisis marginal.

·         Análisis costo efectividad.

Elegir entre alternativas. Una vez evaluadas las diversas alternativas, elegir la más idónea para las necesidades del sistema, y la que reditúe máximos beneficios.

·         Experiencia

·         Experimentación

·         Investigación.

Aplicar la decisión. Consiste en poner en práctica la decisión elegida, por lo que se debe contar con un plan para el desarrollo de la misma. (Ponce, Administración Moderna, 2004)


Liderazgo empresarial: Perspectiva y acción de poder


            El presente ensayo propone desde una perspectiva de crítica científica de la administración, los vínculos entre liderazgo y administración como una fuerza orgánica cuyo poder logra el equilibrio y estabilidad de los organismos empresariales.


            La estructura de este ensayo, no pretende contextualizar o brindar un esquema histórico de las relaciones entre liderazgo y administración, sino, presentar un corte arbitrario de aproximación a los vínculos entre ambas realidades en las empresas; aunque ello no elude los escenarios de interacción social de ambos casos dentro del quehacer administrativo.


I.              Liderazgo y Administración



Liderazgo y administración no son realidades sinónimas, sino esferas de la acción de humana que intentan controlar las rutas y horizontes de diferentes áreas del conocimiento e incluso del quehacer humano en general.


En este sentido, el liderazgo adquiere un matiz de conducción social basada en el dominio o poder de un sujeto, un grupo de sujetos e inclusive de la institucionalidad. De acuerdo a esta perspectiva según Max Weber (Weber:2005:48), se presentan históricamente tres clases de liderazgo, lo cual nos servirá para ilustrar teóricamente el concepto y específicamente su vitalidad en la realidad:


a)    Liderazgo Carismático:


Se caracteriza por la conducta empática de los sujetos sociales, los cuales responden a sus intereses emocionales y afectivos frente a un líder o una actitud de liderazgo; en esencia el liderazgo carismático es irracional no obedece a una estructura lógica de acción social.


b)    Liderazgo Tradicional:


Este tipo de conducción de poder y dominio social, se caracteriza por los vínculos históricos y costumbristas de una determinada formación humana, lo cual expresa un sentimiento de aceptación social guiada por la propia estructura social, como lo podría implicar un pueblo a nivel nacional o local o inclusive una estructura eclesiástica o religiosa, inclusive de agrupaciones como las logias masónicas.


c)    Liderazgo Legitimo:


Este liderazgo se basa en las concepciones normativas de una estructura social; como lo implican las constituciones y las leyes de un país, se considera legítimo porque ha sido definido como producto del consenso social.



En consecuencia, las vertientes del liderazgo concebidas por Weber, permitieron plantear un modelo burocrático de la administración, que en nuestros días ha sido aplicado a diversos organismos empresariales e inclusive públicos. La lógica de estas categorías nos permite en primer lugar situar las formas de desarrollo social del liderazgo y por lo tanto crear una aproximación científica a las prácticas históricas de los sujetos sociales.


En este escenario, el liderazgo es una categoría que aplica a diferentes realidades en donde existe organización social.


Por su parte, la administración presenta un sentido guiado al pensamiento positivista; una consideración de correlación entre causas y efectos, cuestión que creó una plataforma científica guiada en el control y operatividad de los procesos industriales, como el Taylorismo, el Fordismo y Fayolismo, entre otros. Tal cuestión planteó inclusive en la ciencia una manera de reencausar el método científico, pero lo sustantivo de nuestro tema es precisar que la administración fortaleció de manera recíproca a la ciencia y en específico a la ciencia administrativa.


La administración se convirtió entonces es una fuerza orgánica donde cualquier estructura podía ser controlada y operativizada a través de un orden sistémico (Luhmann: 2007:22); desarrollo una fase dinámica y una mecánica, pero para el análisis ambas fases implicaban un solo conectivo, la búsqueda de la certidumbre de un organismo.


Así, la administración adquirió un carácter multidimensional en el tejido social y sus estructuras; lo mismo podía ser utilizado en la nutrición de los individuos que en un organismo de transporte público; la virtud de la administración era que su paradigma coexistía con otros modelos de interpretación científica como la ingeniería, la psicología o inclusive la ciencia política.


Operativamente, se presentaron un sinnúmero de conceptos sobre administración, pero todos delimitaban la racionalidad de los procesos y desde luego su certidumbre, por ello no es menester definir el vocablo sino comprender el significado social del mismo, como lo implica el citado en Administración Moderna de Reyes Ponce, koonstz y ÓDonnell: “La dirección de un organismo social, y su efectividad en alcanzar sus objetivos, fundada en la habilidad de conducir a sus integrantes”. Sin embargo, es necesario entender que sus herramientas hoy han dado nuevo rumbo al orden sistémico, ello debido a que el valor orgánico se presenta en casi todos los análisis científicos y en los conocimientos de la sociedad denotando la articulación de cualquier realidad; ello ha hecho del carácter complementario e interdisciplinario de la administración un eje vital del razonamiento humano.


II.            Perspectiva  y acción de poder


El escenario entre liderazgo y administración mantiene múltiple vínculos, pero algo sobresale en todo ello, la acción de poder.


Mientras la administración mantiene los protocolos organizativos, el liderazgo prescribe el rumbo o ruta de acuerdo al manejo necesario de la realidad que se trate. Ejemplifiquemos lo descrito:


Una empresa puede marcar el trazo de su producción desde sus políticas  como guías de pensamiento, objetivos generales y particulares como puntos de consecución o logros y desde luego, desde las estrategias para llevar a cabo el cometido de lo planificado; así hipotéticamente, la Compañía Ford, puede marcar el desarrollo de un  nuevo automóvil familiar, a bajo costo y de acceso social, esto es define su política, producir un automóvil de calidad y a bajo costo.


El objetivo general o meta a alcanzar es brindar un transporte eficiente y de amplio acceso social que permita posicionar a la empresa en un segmento de mercado de automóviles para sectores sociales medios.


En consecuencia, las estrategias podrían estar centradas en un stock de materias primas con las que ya cuenta la compañía que impactaría en los costos inmediatos del vehículo, así como un diseño que optimiza el uso de partes para evitar desperdicios.


Este escenario, denota la edificación de un protocolo administrativo que busca conjuntar la calidad y precio como sustento de desarrollo y éxito de un plan de negocios empresarial, pero que requiere del liderazgo para ser efectuado. Consideremos entonces como reflexión la perspectiva y acción de poder.


La reflexión inmediata es que la compañía Ford, ha dispuesto las condiciones de un plan de negocios centrados en los protocolos administrativos para este efecto, pero la consecución del mismo depende de redes de liderazgo como lo implica las relaciones sociales de producción, que lo mismo van desde la gerencia a los jefes de departamento, los jefes de líneas de producción, supervisores y operativos en general como lo implican los obreros de línea.


En este sentido, cada línea de mando ejerce un tipo de liderazgo que centrado en las categorías que hemos propuesto de Weber, nos permitirían apreciar la combinación de los tipos de liderazgo; ello, porque así como un jefe de departamento cuenta con el empoderamiento legal o normativo de la empresa Ford, también puede generar un sentido carismático ante su empatía con el personal, al tiempo que puede ser un empleado cuya familia ha pertenecido históricamente a la empresa y por lo tanto haber generado un mando empoderado en la tradición.


Aceptando este ejemplo, los vínculos entre liderazgo y administración nos evidencia el sentido complementario de las ciencias o lo que hoy se denomina “vínculos interdisciplinarios”, lo sustantivo de esto es exponer la reflexión del valor científico que otorga para un proceso la ciencia de la administración como orientadora del quehacer humano.


Concluimos este ensayo bajo las siguientes deducciones y reflexiones:


La administración es una ciencia que permite instaurar condiciones de coherencia orgánica a casi cualquier proceso humano y por ende de pragmatismo social; establece vínculos inmediatos con perspectivas científicas diversas y hace de estos vínculos un compendio cierto de las acciones que puede ser aplicables al quehacer social.


De igual manera, no considero que ningún tema que se aborde de manera científica resulta terminal o resuelto, es sólo una tesis cuyos alcances se presentan en espacio y tiempo y que de manera infinita posibilitan la edificación de nuevos paradigmas, como los edificados en Administración.